Pares o Nones – El calcetín desaparecido #pequetareas

14
1
views

¿Cómo volver una situación cotidiana, una oportunidad de juego? 


Vamos a ver, que levante el mouse la primera persona a la que no se le haya “perdido” en la “dimensión lavadora” uno o varios calcetines. Que cierre la ventana el que no tenga en su casa unos cuantos pares impares de calcetines que terminan siendo trapos para varios tipos de limpieza…

Existe un agujero negro, real y evidente, en todas las lavadoras del mundo. Un aspirador de calcetines, que los lleva a otra dimensión de la cual difícilmente logran salir. Y yo he decidido, sacar partido de ello. Me he inventado un juego de “Pares y Nones” del cual además saco muchos provechos:

  1. He reducido considerablemente el número de calcetines nones, robándole a la dimensión desconocida el poder de desaparecer las cosas.
  2. He logrado que sean mis hijos los que “hagan el trabajo por mi” (mala madre y explotadora, lo sé, jeje)
  3. Pasamos un rato de muerte. Es una tarea recomendada para días de lluvia!. 

La metodología:

Tengo una bolsa maravillosa, cortesia de 39 Semanas o @lamadrenovata que me quedó de recuerdo del 15J, en la que he ido introduciendo todos los calcentines que me quedan nonos de las coladas. El secreto está en que esta “dimensión” , “este agujero negro” lo controlo solo yo.

Luego periódicamente, sobre todo en días de lluvia, saco mi bolsa mágica y llamo a mis hijos para el juego de “Pares y Nones”. A la cuenta de tres vuelco el contenido de la bolsa sobre mi cama, y el que mas pares logre hacer, gana!. Así los niños se convierten en ayudantes de las tareas domésticas, mientras se divierten. Estimula además la concentración y la capacidad de observación.

El resultado: 

Al menos un 90% de calcetines recuperados de la “dimensión desconocida”.

Y tú, ¿tienes algún truco para rescatar los calcetines de la dimensión desconocida?

14 Comentarios

  1. Me parto! "la dimensión desconocida". A nosotros nos pasa todo el tiempo, sobre todo con los de la beba, que al ser tan pequeños si que parecería que desaparecen en la colada. Lo pondré en práctica con el papá porque ella es muy peque.

  2. Oye, qué manera más entretenida de echar las tardes de lluvia jajaja. Pues mira, yo tengo dos métodos. El primero y más efectivo es meter todos los calcetines en una bolsa de red de lavado, de ahí no se escapan seguro. Lo que pasa es que a veces voy tan corriendo que no llego a coger la bolsa. Otro método es meterlos en una cestita y, como tú, cuando me acuerdo voy emparejando. Aunque debo decir que en mi caso o casa, la dimensión desconocida no siempre se haya en la lavadora, a veces se pierden antes en lugares llámese bajo de la cama, bajo del sofá u "ande sea", esos lugares de los que sacamos petróleo cuando retiramos para limpiar. La mejor época sin duda el verano, ahí no hay par de calcetín que se pierda jajaja.

    • Así es guapa…la dimensión desconocida no tiene límites!!! En mi casa pasa igual, una vez encontré un calcetín del mayor dentro de la bolsa de arena de la cobaya O_O… es increíble la capacidad de "desparejamiento" que tienen. Gracia por comentar.

  3. Eso si que es “think outside the box“ y convierte algo negativo en divertido. Me encanta! Yo he optado por llevar calcetines diferentes, y ahora me he acostumbrado tanto que me encanta llevarlos desparejados 🙂 Un besazo!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here